Muerte nocturna

La noche estrellada (1880). Vincent van Gogh
Rubén Rivera
Facultad de Derecho, UNAM

A Cinthya Ruíz

Eres: opúsculo divino, frágil coraza tibia

oscilante entre abismos metacarpianos;

sombra de figuras disímiles,

fugaces, tranquilas.

Caída fértil, fértil voluta y luego espasmo,

susurro: viento exiguo.

Elucubración, espuma, raíz de luna,

memoria curva, curva mirada;

metáfora de líneas silentes.

Diáfora de luz efervescente,

luces inestimable,

luces incandescente.

Después del alba: cálida bruma,

ríspida cumbre de raíces cubierta,

jardín socavado,

cáliz de mármol tallado,

como amor en las noches desiertas:

tras el silencio, la nada.

Anuncios